A menos de 24 horas de que la Cámara de Diputados discuta en sala la acusación constitucional en contra del ministro del Interior, Víctor Pérez, el Presidente Sebastián Piñera entregó su apoyo al secretario de Estado.

Pese a que la oposición reclama que el ministro Pérez fue imparcial al permitir el paro de camioneros realizado a fines de agosto y tendría responsabilidad en la caída de un menor de edad a la ribera del río Mapocho durante un procedimiento policial, el Presidente Piñera dijo ante los medios de comunicación que “el ministro del Interior, Víctor Pérez, ha cumplido con sus deberes, ha respetado la Constitución y la ley y no ha incurrido en ninguna causal de acusación constitucional”.

En esta línea, el mandatario pidió a los diputados y senadores que “no acusen a una persona inocente, sin ningún fundamento jurídico, solo por razones políticas”.

“Que actúen en conciencia y que piensen que esta seguidilla de acusaciones constitucionales en estos tiempos de tanta adversidad, de tantos desafíos, no solo perjudican al Gobierno, le causan un tremendo daño a la política, la sociedad y a todo un país. Confío en que no se acuse a una persona que es inocente”, continuó el jefe de Estado.

Antes de las declaraciones del jefe de Estado, desde el equipo asesor del ministro acusado revelaron que ahora será el abogado Gabriel Zaliasnik el encargado de defender a Pérez.

El defensor fue el mismo que ayudó al ex titular de Salud, Jaime Mañalich, con la acusación constitucional que personeros de la oposición iniciaron.

Este cambio de defensa obedece a que hace algunas semanas el antiguo abogado de Pérez, Mario Rojas, ingresó un documento a la Cámara Baja donde afirmó que la responsabilidad de Carabineros, al encontrarnos en Estado de Catástrofe, recaía en los jefes de la Defensa Nacional, dependientes del Ministerio de Defensa.

Esta publicación aparece primero en El Dinamo