El ministro de Salud, Enrique Paris, se distanció de las palabras de su antecesor, Jaime Mañalich, quien calificó las medidas restrictivas provocadas por la pandemia del coronavirus como una “dictadura sanitaria”.

Durante una charla con la Fundación Jaime Guzmán, la que se filtró durante el martes, el otrora secretario de Estado expresó que “nosotros en Chile hoy día estamos viviendo en una dictadura sanitaria”.

“Estamos con toque de queda, vamos para los nueve meses de un estado de excepción que es prácticamente idéntico a un estado de sitio, sin pronunciamiento del Parlamento sobre la materia, con acuerdo ciudadano completo, con la posibilidad de que te pidan los documentos, te lleven preso, te pasen multas”, añadió.

Ante esto, el ministro Paris expresó que “nosotros solo estamos cumpliendo las facultades sanitarias que están contenidas en la legislación vigente. Por lo tanto, esa frase, obviamente que tiene que explicarla la persona que lo dijo”.

El actual jefe de cartera también habló sobre la resolución de la Tercer Juzgado de Garantía de Santiago, que accedió al pedido del fiscal de Alta Complejidad Centro Norte, Marcelo Carrasco, que pidió antecedentes a los servicios de salud de la Región Metropolitana en el marco de la querella presentada por el alcalde de Recoleta, Daniel Jadue, por la eventual negligencia del Gobierno en el manejo de la pandemia.

Sobre esto, la autoridad afirmó que “el Minsal como siempre lo ha hecho, y como lo ha hecho el Gobierno y también nos ha dictado esa norma el Presidente de la República, colaborará con la justicia. Aquí existe en Chile una separación de poderes y cumpliremos obviamente con la legislación vigente”.



Esta publicación aparece primero en El Dinamo