La Organización Mundial de la Salud (OMS) concluyó que la vacuna contra el COVID-19 CoronaVac, que fue desarrollada por la farmacéutica china Sinovac Biotech, es eficaz para los adultos menores de 60 años, aunque precisó que aún faltan mayores datos sobre los efectos adversos graves y su uso en otros rangos edad.

La entidad, según lo consignado por la agencia Reuters, entregó su postura sobre la fórmula tras el análisis de los expertos independientes del Grupo de Expertos en Asesoramiento Estratégico (SAGE, por sus siglas en inglés), quienes revisaron los antecedentes de los ensayos clínicos desarrollados en China, Brasil, Indonesia, Turquía y Chile.

“Estamos muy seguros de que dos dosis de CoronaVac son eficaces para prevenir el COVID-19 confirmado por PCR en adultos (de entre 18-59 años)”, informó la entidad.

La investigación mencionó algunas “lagunas” en las pruebas sobre su seguridad en el embarazo, y sobre la seguridad y la protección clínica en adultos mayores, los que tienen enfermedades preexistentes, y la evaluación de los efectos adversos raros detectados a través de la supervisión de seguridad después de la autorización.

Los evaluadores del SAGE plantearon que existe un “nivel moderado de confianza” en que el riesgo de efectos adversos graves sea bajo para las personas de 59 años o menos, pero un “nivel bajo de confianza” en la calidad de las pruebas de que dicho riesgo también sea bajo para los adultos mayores de 60 años.

“Tenemos un nivel bajo de confianza en la calidad de las pruebas de que el riesgo de efectos adversos graves en individuos con comorbilidades o estados de salud que aumentan el riesgo de COVID-19 grave tras una o dos dosis de CoronaVac es bajo”, añadieron los expertos.

La OMS está evaluando la inclusión de la vacuna de Sinovac -que se ha aplicado en 32 países y en 260 millones de dosis- en la lista de uso de emergencia, la que permitiría su ingreso la plataforma de distribución de vacunas Covax.

En Chile, la fórmula se ha entregado masivamente a adultos mayores, sin reportes importantes de efectos adversos.

En cuanto a la efectividad, que mide los resultados de la inoculación fuera del laboratorio, un estudio del Ministerio de Salud (Minsal) señaló que el suero previno el contagio leve con coronavirus en un 67% y la hospitalización en un 85%.

Hace algunos días, la entidad revisó la vacuna de Sinopharm, también de origen chino, y que se está aplicando en países como Argentina y Perú. Sobre esta fórmula, los especialistas independientes afirmaron que contaban con “muy poca confianza” sobre los datos proporcionados por la farmacéutica estatal. 

Esta publicación aparece primero en El Dinamo