El arquero chileno Claudio Bravo reconoció sentirse incómodo con la irregularidad presentada por el Real Betis, cuadro que dirige el entrenador nacional Manuel Pellegrini, en el arranque de la liga española 2020-2021, pero confía en lograr una mejora sustancial a corto plazo.

Tras un arranque prometedor, estando incluso en la punta de la clasificación, el cuadro verdiblanco ha tenido opacas presentaciones en los últimos encuentros y hoy está décimo en la tabla con nueve puntos de 21 posibles.

Ante esto, el ex guardameta del FC Barcelona y Manchester City declaró al Canal Sur Radio de Sevilla, que “tenemos que aprovechar nuestros momentos en los partidos porque esos equipos tienen más recursos y no necesitan jugar bien para ganarte. Estoy seguro de que vendrán los triunfos y abandonaremos esa irregularidad de un día jugar bien y otro no dar nuestra mejor versión”.

“En líneas generales, el sabor de boca no es malo. Hemos hecho cosas muy buenas y hay un deseo de hacer las cosas lo mejor posible. Si bien somos algo irregulares, jugamos bien y luego desaparecemos del juego. Sólo el día del Getafe (0-3) la imagen fue muy distinta a la que veníamos dando. En el primer tiempo ante el Atlético fuimos muy superiores. Lo comentamos entre nosotros”, agregó.

En siete encuentros, donde Bravo ha jugado en cuatro, el Betis ha recibido un total de 11 goles. Ante esto, el formado en Colo Colo dijo que “no es un tema que me preocupe demasiado porque veo un deseo en los entrenamientos de trabajar y mejorar en esta faceta. Tenemos una manera de jugar y aspiramos a ir siempre hasta adelante”.

Para terminar, Bravo señaló que “veo un buen grupo, buen ambiente, buenos jugadores y un entrenador como Manuel Pellegrini. Pero a veces cuesta sumar. Hemos perdido partidos que no debíamos perder, pero las sensaciones que yo veo son buenas”.



Esta publicación aparece primero en El Dinamo