El senador Guido Girardi (PPD), miembro de la Comisión de Salud y presidente de la Comisión Desafíos del Futuro, afirmó que esperaba que el Gobierno “no quiera pasar gato por liebre” al intentar mantener el Estado de Catástrofe, “porque este sanitariamente no es ningún aporte”.

El parlamentario afirmó que “después de un año no se ha logrado cortar la cadena de contagio porque el Gobierno no entrega la ayuda social para que la gente permanezca en sus casas; se está aislando a la mitad de los covid positivos y el rastreo, búsqueda y encuarentenar a los contactos estrechos no llega al 20%”.

Agregó que “ninguna de esas medidas necesita estado de excepción para ser aplicada, así como tampoco se requiere para campañas de sensibilización que refuercen el distanciamiento social, el lavado frecuente de manos y el uso de mascarillas”.

Para Girardi “se está restringiendo libertades ciudadanas de manera innecesarias” y dijo esperar que no se pretenda usar el estado de catástrofe “para militarizar La Araucanía porque sería perjudicial para el desafío de restablecer las confianzas y la paz en esa zona y muy dañino para el conjunto del país”.

Consultado por la idea del Gobierno que las próximas elecciones se realicen el sábado 10 y domingo 11 de abril, dijo estar de acuerdo “siempre que las personas vayan a votar un solo día y no duplicar los riesgos, lo que si tiene sentido es hacer separaciones etarias”, afirmó.

Sobre un tercer retiro del 10% de las AFP, el parlamentario PPD señaló que “el primer, segundo y un potencial tercer retiro de los fondos son de responsabilidad del Gobierno porque la gente tuvo que recurrir a sus propios recursos para enfrentar la crisis al no recibir la ayuda necesaria por negligencia e insensibilidad. Para muchas personas el tercer retiro podría ser un alivio, aunque es cierto que muchos ya retiraron todo lo que tenían”.

Consultado por la reforma de pensiones, Girardi dijo que “el Gobierno está haciendo una reforma para el siglo XX, porque en pocos años el empleo va a desaparecer como lo conocemos actualmente. Nosotros queremos una reforma que toque a una industria que obtiene rentabilidades gigantescas en desmedro de las personas; comisiones inaceptables y que es poco trasparente en la elección de sus directores… nada de eso se toca. Y al mismo tiempo hemos planteado que el 6% tiene que ir a la solidaridad… pero el Gobierno no quiere tocar ni un pelo de la cola a esta industria abusiva”.

El parlamentario dijo que estaba proponiendo “que a todos los chilenos que ganan menos de 500 mil pesos se les devuelva el IVA, Chile es uno de los pocos países del mundo donde los más pobres financian más del 50% de la tributación general”. 

Esta publicación aparece primero en El Dinamo