El Servicio Nacional de Menores dio cuenta que, en el marco de la pandemia, los centros de la red Sename, que incluyen residencias de protección y centros de justicia juvenil, son los lugares más expuestos a los contagios.

En marzo, el Gobierno anunció que todos los recintos de la red Sename, a nivel nacional, entraban en aislamiento, por lo que comenzaron a aplicar los protocolos de acción que incluyen medidas preventivas y de manejo en caso de que exista una sospecha de contagio o un contagio confirmado, ya sea de un niño, niña, adolescente, o de un trabajador.

Terminado el año, el balance es que del total de niños, niñas y adolescentes atendidos el 2020 en centros de todo el país (administrados por Sename y por organismos colaboradores), y que superaron los 10 mil, 413 tuvieron contagio confirmado de covid-19, lo que equivale al 4% del total de atendidos en esos recintos.

Si se consideran solamente las residencias de protección de la red Sename en el país, que incluyen las administradas por el propio servicio y por organismos colaboradores, durante el 2020 atendieron a más de 7 mil niños, niñas y adolescentes. De ellos, hubo 361 contagiados por covid-19 en el año, cifra que representa el 4,9% del total de atendidos.

Con respecto a los centros de justicia juvenil, el año pasado hubo casi 3 mil adolescentes en centros privativos de libertad o en centros semicerrados. De ese total, hubo 52 jóvenes con covid-19 durante 2020, lo que corresponde al 1,8% del total de jóvenes.

En el mes de junio falleció un niño de 13 años, quien tenía múltiples patologías de base y que fue confirmado con Covid-19. El niño permanecía en una residencia para discapacidad severa, fue trasladado a un establecimiento hospitalario, pero falleció a raíz de varias complicaciones de salud.

Durante la primera semana de enero había 2 niños confirmados con Covid-19 en las residencias de protección del país y ningún joven con contagio confirmado en los centros de justicia juvenil. 

Esta publicación aparece primero en El Dinamo